Artefacto simulado en Villa Militar Oeste + Adjudicacion

1-2Anónimas manos colocaron un artefacto simulado al interior de la villa milita Oeste ubicada en Av. Pajaritos, Estación Central, Santiago, Chile el 02 de diciembre del 2016.

La accion fue revindicada por pate de Columna Insurreccional “Ira y Complot” – FAI/FRI
Núcleos Antagónicos de la Nueva Guerrilla Urbana” Mediante un comunicado.

Información desde la prensa:

Radio bio bio2-3

3-2

Adjudicación:

“La gran ciudad presenta, además, una concentración masiva de objetivos de ataque. (…) Unos pocos combatientes pueden traer en jaque a grandes contingentes de fuerzas enemigas, por medio deacciones apropiadas, la guerrilla debe dejar muy claro que sus ataques se dirigen, por principio, contra todas las instituciones del enemigo de clase, todos los puestos de administración y de policía, contra los centros directivos de los trusts, pero también contra los altos funcionarios de dichas instituciones, contra jueces, directores etcétera; dejar muy claro que la guerra se llevará hasta los barrios residenciales de los señores. (…) Utiliza la sorpresa como arma, y es ella la que determina el tiempo y el lugar de las operaciones.”
El moderno estado capitalista y la estrategia de la lucha armada / RAF.

Las ideas y prácticas antagónicas al capital y al estado han sido el dolor de cabeza del orden burgués desde que se adentraron con fuerza hace siglos en territorio chileno, generando diversas reacciones ejecutadas por parte de los aparatos armados del estado, ya sea en dictadura o democracia.

Durante los años 60 toma fuerza la VOP, mientras que en los 70 lo hacen distintos grupos armados marxistas que tienen la finalidad de combatir al poder establecido de su respectiva época. Mientras que la VOP combatía en tiempos de Allende, el MIR, FPMR, y Mapu Lautaro lo hacían contra la dictadura militar de derecha, haciéndose parte de la guerra contra la dominación, contra el estado.

Durante la transición democrática estas organizaciones sienten el golpe ofensivo, desmembrándose, aunque parte de sus combatientes decide no claudicar.

En los 90 y desde la reducida expresión anticapitalista resurgen nuevas corrientes de autonomía y horizontalidad, haciéndose notar en la expresión pública, principalmente en manifestaciones y violencia callejera. Desde el anonimato el sabotaje con cargas explosivas a distintos blancos del capital y el estado comienzan a resonar, y es en la siguiente década cuando este accionar coloca a la anarquía bajo la mira atenta de la inteligencia policial.

La expresión viva de esta nueva etapa del anticapitalismo comienza a cimentar a pulso la nueva subversión autónoma y libertaria en territorio chileno.

En las mentes de los agentes del poder no cabe la posibilidad de que en medio de la democracia existan individuxs dispuestxs a vulnerar e interrumpir la paz social y la circulación capitalista. Los bombazos, la lucha callejera, las extensas jornadas de protesta acompañadas de fuertes ataques a la policía, sabotajes, el fuego destructor y la propaganda de las ideas insurrectas de manera multiforme comienzan a ser parte de la nueva práctica difusa y descentralizada, sin mando, ni dirigencia de la expresión anticapitalista, la praxis de la lucha anarquista insurreccional.

Con el tiempo el estado comienza a reestructurarse, armándose hasta los dientes, haciendo su vigilancia constante y abundante, e introduciendo su discurso en la sociedad al amparo de su fiel amiga de siempre: la prensa. Así mismo las modificaciones hacen de la cárcel el castigo efectivo para quienes salen de la norma impuesta, aniquilamiento físico y mental tras toneladas de hormigón, y si es posible el asesinato, siendo esta la forma culmine de castigo para lxs subversivxs.

Bajo estas tácticas del estado la lucha subvesiva es catalogada como delincuencia. Para quienes hacemos de ella nuestra vida esto no tiene relevancia, porque la reivindicación y el orgullo revolucionario contradecirá siempre sus “verdades”. Sin embargo debemos entender que este calificativo tiene como objetivo la prevalencia de los intereses de lxs poderosxs. Ahí radica la apuesta del ataque insurreccional, golpear y vulnerar al poder, hasta que no puedan controlar su asqueroso orden.

De esta manera bajo el prisma de las ideas y acontecimientos expuestos hemos vuelto generando una seguidilla de acciones, las que no han cesado; aquí seguimos. Hoy hacemos parte de nuestro proyecto lo siguiente: El envío de balas al párroco de la Iglesia Los Sacramentinos en Marzo, los robos en universidades para fines políticos en Julio, la colocación de un dispositivo incendiario en un bus del transantiago (sin pasajerxs) en Agosto. Todas estas acciones reivindicadas por la Brigada de la Muerte, Banda Ilegalista Sebastián O. Seguel y elNúcleo de Ataque Herminia Concha, afines a la FAI/FRI, ahora forman parte de los Núcleos Antagónicos de la Nueva Guerrilla Urbana.

El día 2 de Diciembre hemos abandonado un artefacto simulado en el interior de la Villa Militar Oeste ubicada en Av. Pajaritos, Estación Central, Santiago, Chile. (1)

Nuestro artefacto estaba compuesto por un extintor cableado con un celular el cual simulaba un mando a distancia. Desde ya advertimos, la no colocación de un artefacto explosivo real fue por una decisión política. Porque si bien en este lugar viven seres despreciables que merecen morir, en el día y noche transcurren trabajadores que no son nuestros objetivos.

Desde esa misma perspectiva es que utilizamos la simulación en el Mall Plaza Alameda y en un bus del transantiago (con pasajerxs) en Diciembre de 2015. Por el contrario de lo que fue el artefacto explosivo que colocamos en el Centro de Reinserción de Gendarmería en Febrero de este año, el que estaba compuesto por 1 kilo de ANFO que fue posicionado estratégicamente junto a un contenedor de gas.

Ahora, regresando a la madrugada del 2 de Diciembre: Esta acción de hostilidad donde viven militares y policías está destinada a desmoralizar al enemigo histórico de lxs revolucionarixs. Enemigo a combatir con todas nuestras armas y fuerzas. Desde nuestra posición les advertimos poderosxs: hoy fue una simulación, pero las armas y los explosivos los tenemos, y no dudaremos en utilizarlos cuando nosotrxs decidamos el día, la hora y el lugar para golpear.

Desde ya advertimos: Militares asquerosxs, caminen con cuidado: María Riquelme (Block 4 dpto. 12), Iván Pinto (Block 11 dpto. 24), Luis Orellana (Block 11 dpto. 1123), Oscar Moya (Block 11 dpto. 1124), Sergio Martínez (block 11, dpto. 1142). Su paz y tranquilidad ha terminado. Hoy lxs escogimos aleatoriamente, cualquiera pudo estar aquí, con cautela lxs observamos.

Para finalizar es menester enviar un saludo combativo y una señal de complicidad a lxs compañerxs de la Conspiración de Células del Fuego (en prisión y en la calle) en Grecia. Con esta acción deseamos contribuir humildemente a la iniciativa del Proyecto Némesis. Esperando que aquella propuesta retumbe en cada revolucionarix y se materialice en acciones concretas a lo largo y ancho del globo.

Tampoco olvidamos a nuestros hermanos en prisión. Marcelo Villarroel, Freddy Fuentevilla, Juan Aliste, a nueve años de dada la orden de búsqueda y captura en su contra. No olvidamos como el extinto torturador Alejandro Bernales daba su mensaje entre líneas a través de la prensa: “Caminan con la muerte”. Tampoco olvidamos el extenso proceso jurídico que han tenido que afrontar en una causa iniciada por la justicia militar, la que con el tiempo fue traspasada a la justicia civil a cargo del fiscal militar Roberto Reveco. Traspaso donde no existió mayor cambio, predominando el deseo de las condenas del poder. Aun así nuestros hermanos se han mantenido firmes e irreductibles, dignos e ingobernables. A ustedes nuestra solidaridad.

También deseamos enviar un saludo simbólico internacionalista a las mujeres guerrilleras autónomas que dan vida a la Revolución en Rojava, en el Medio Oriente. Mujeres que llevan a la práctica ideas antagónicas al capital, estado y patriarcado, en medio de un conflicto bélico contra bastardos, policías y militares opuestos a la libertad y la autonomía.

Por último recordamos a nuestro hermano y compañero Sebastián Oversluij Seguel, a 3 años de su muerte en una tentativa de atraco bancario el 11 de Diciembre de 2013, en la comuna de Pudahuel, Santiago, Chile. Muerte a manos del vigilante William Vera, militar con amplio curriculum, sicario del capital con experiencia en conflictos bélicos en el extranjero.

¡Por todo esto y más: Atacar al cuerpo Militar!
¡La hostilidad esta plenamente justificada!
¡Guerra al enemigo en su territorio!
¡Todo sigue… Volveremos!

Columna Insurreccional “Ira y Complot” – FAI/FRI
Núcleos Antagónicos de la Nueva Guerrilla Urbana

(1) “Bomba simulada en cercanías de metro Pajaritos movilizó a Carabineros”. Bio Bio Chile, 2 de Diciembre 2016.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s